Dran artista urbano


Dran artista urbano e ilustrador francés.

Dran es conocido internacionalmente por sus piezas artísticas las cuales llegan a ser muy satíricas y expone los problemas de la sociedad moderna comunes a todo país o entidad. En este trabajo presentare una pieza de Dran dicha pieza tiene un fondo muy especial se puede notar que tiene influencia de la obra el grito de  Edvard Munch.



El problema entonces es si la obra de Dran se trata de una pieza original, una obra derivada o una copia, para resolver el problema un primer punto que expondré son las leyes. Ley Federal De Derechos de Autor de México donde el artículo 29 expone la duración de los derechos patrimoniales de la obra para que pasado el lapso sea de dominio público.


Artículo 29.- Los derechos patrimoniales estarán vigentes durante:
I. La vida del autor y, a partir de su muerte, cien años más.
Cuando la obra le pertenezca a varios coautores los cien años se contarán a partir de la muerte del último, y
II. Cien años después de divulgadas.
Si el titular del derecho patrimonial distinto del autor muere sin herederos la facultad de explotar o autorizar la explotación de la obra corresponderá al autor y, a falta de éste, corresponderá al Estado por conducto del Instituto, quien respetará los derechos adquiridos por terceros con anterioridad.
Pasados los términos previstos en las fracciones de este artículo, la obra pasará al 
dominio público.[1]

El tiempo que establece la ley para la protección de la obra es para que esta no sea perpetua y tenga la posibilidad de ser usada y reproducida, en este caso son 100 años y la obra de Munch ya los cumplió por lo tanto no hay ningún problema con los derechos de autor pues esta obra ya es considerada de dominio público y también por composición, historia y fama es patrimonio cultural.

 Dran no copia tal cual la obra, más que copiarla, es una cita de la historia del arte y la utiliza para criticar, la educación, libertad de expresión, creatividad, autoridades, historia del arte,  al propio arte, etc. Por ello su obra puede considerarse obra derivada por la cita de Munch pero tiene un contexto y sentido original, e incluso la técnica y composición son distintas haciendo que la pieza sea original y única.

El sentido y significado es completamente distinto a la obra de Munch. Dran pone al frente un niño regañado al cual lo han hecho limpiar lo que hizo, representando una intolerancia de los personajes de autoridad a las expresiones, en este caso podría ser los profesores o padres  que con su poder obliga(n) al niño a borrar su dibujo, negando que él se pueda expresar a través del arte, limitando y censurando su creatividad.

La educación es criticada ya que las figuras de autoridad ignoran lo que representa su dibujo, que es una obra de arte conocida mundialmente demostrando poco conocimiento en la materia, falta de sensibilidad a las expresiones artísticas y prohibiendo que continúe con el dibujo y quizá dibujos futuros.

También se critica al propio arte, ya que una pieza tan conocida hace que la borren omitiendo todo lo que expresa, desconociéndola como arte. Shinner da un ejemplo de artistas que han criticado el concepto de arte, tomando piezas originales, las modifican para hacer una especie de parodia.

Cuando críticos como Rosalind Krauss hablan del mito de la vanguardia o artistas como Sherie Levine exponen copias fotográficas de las obras de Walter Evans a modo de parodia de la originalidad, rinden tributo a las normas del moderno sistema del arte al mismo tiempo que lo ponen en cuestión.[2]

La pieza de Dran tiene una cita de la obra el grito de Edvar Munch, la cual es interesante por el cambio radical que le dio, un cambio en el contexto, sentido y significado, por lo tanto llama la atención el nuevo impacto que le da al espectador y por lo expuesto en el post esta pieza de Dran merece ser considerada nueva obra creativa, ya que no es una copia, sino, que parte de ella como una cita bibliográfica para comunicar y satirizar varios aspectos de la sociedad, es como un libro que necesita bibliografía para fortalecer y apoyar los argumentos haciéndose una nueva obra. De este modo la pieza de Dran es una nueva obra creativa.



Bibliografía.
Shinner, Larry. La invención del arte. Una historia cultural. Paidos. México. 2005. Pp. 480.





[1] LEY FEDERAL DEL DERECHO DE AUTOR. México.
[2] Shinner, Larry. La invención del arte. Una historia cultural. Paidos. México. 2005. Pp. 28.
Paz y larga vida. Elra :)

El Ra

Soy un ciudadano como tú. Camino por las calles para ir al trabajo y a la escuela, mirando las obras artísticas de los que intervienen gráficamente la autómata y gris ciudad. El arte quizá no salvará al mundo ni cambiará los males que aquejan a la población, pero si nos regala momentos de reflexión, con un encriptado mensaje promoverá un bien común, y nos sacará de la monotonía y grises ciudades. Paz y Larga vida.

1 comentario:

  1. Sin dudas lo que hace Dran es una cita, y creo que no debería en ningún caso ser considerada una infracción, más allá de que se trata de una cita a una obra que ya no tiene derechos exclusivos. Aún si los tuviera, se trata de una cita que se inscribe en una obra nueva y que le permite generar así su propio significado.

    ResponderEliminar

Hey no te olvides de comentar y compartirlo en tus redes sociales.
Paz y larga vida!